Chica quedó atrapada en la ventana de un baño en plena cita. Tuvieron que rescatarla los bomberos

La mujer se dio cuenta que la cadena del baño no funcionaba bien y decidió deshacerse de sus propias heces tirándolas por la ventana. Éstas quedaron atrapadas ahí y al intentar sacarlas su cuerpo quedo estancado entre los cristales.

Una cita por Tinder puede ser un misterio para cualquier persona, ya que no saben si la velada será agradable o se convertirá en aquellas que es mejor olvidar. Es por eso que siempre existe cierto nerviosismo antes de cada encuentro.

Para Liam Smith, un estudiante británico, una simple reunión con una joven gimnasta se le quedará grabada de por vida. Y es que la primera cita que tuvieron a través de esa aplicación terminó de la manera menos esperaba.

Según información de BBC News, ambos tuvieron una tranquila velada en casa de Liam, en donde bebieron vino y vieron un documental. Tras unas horas la mujer decidió ir al baño, en donde defecó.

Sin embargo, entró en pánico al ver que sus heces no desaparecían cuando tiró de la cadena. Ante la vergüenza de que Liam las pudiera ver, decidió sacarlas del inodoro y tirarlas por la ventana, pero éstas quedaron atrapadas ahí.

Según explicó el joven, la ventana de su baño es de doble cristal, por lo que las heces quedaron en un espacio que hay en el medio. La mujer entró en pánico y se atrevió a salir del baño y explicarle la situación.

Liam de inmediato pensó en tomar un martillo y romper el cristal, pero ella intentó otra cosa: trepar la ventana para alcanzarlas con su brazo. Para su infortunio quedó atrapada en la ventana y no podía moverse ni salir.

El joven llamó a los bomberos que vinieron a rescatar a la mujer, por lo que tuvieron que romper la ventana. La joven, quien no quiso dar su identidad por razones obvias, salió sana y salva.

Cambiar la ventana me costará más de 390 dólares, una porción significativa de mi presupuesto mensual como estudiante de posgrado“, explicó el joven, quien abrió una solicitud en una página web para recaudar fondos.

Como la historia se hizo tan conocida, finalmente recaudaron mucho más de lo esperado, así que junto a su cita acordaron que el dinero restante lo donarían a dos organizaciones benéficas.

Ahora ambos siguen teniendo citas juntos y según Liam “es una chica encantadora y nos llevamos muy bien“. De hecho, está abierto a la posibilidad de seguir viéndola en el futuro. “Tuvimos que hacerle frente a algo muy difícil desde el principio“, cerró el joven.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *