“Ella es mi hija”: Maestra adoptó a alumna que vio en su clase y vivía en hogar de acogida. La ayudó

Loralie Henry, de 9 años, ha pasado gran parte de su vida en hogares de acogida y ha visto poco a su madre biológica, pero su profesora Zoe Henry decidió adoptarla apenas la vio. Ahora son muy felices juntas.

Muchas personas se han convertido en padres gracias a la adopción, una decisión que ha mejorado su vida y alegrado la de algún niño que necesitara amor.

Loralie Henry, con tan solo 9 años, no ha estado el tiempo deseado junto a su madre biológica. A la edad de 4 años pasó parte de su vida en un hogar de acogida, después volvió con su mamá pero a los 6 años de edad regresó al refugio en Los Ángeles (Estados Unidos).

Una injusticia para una niña que solo quiere una familia para vivir tranquila, sentirse segura y amada por quienes le rodean. “También fue realmente aterrador. No sabía qué esperar en otros hogares o qué me darían de comer. Realmente no sabía qué hacer”, dijo Loralie a KABC.

La pequeña no sabía qué sería de su vida luego de tantos cambios seguidos y incertidumbre por el futuro, hasta que su profesora Zoe Henry la conoció en la escuela y supo que la quería junto a ella. “Entró en mi clase y solo le eché un vistazo: sus pequeñas pecas, su pequeña marca de nacimiento. Voy a adoptar a esta niña. Ella es mi hija, en el momento en que la miré”, dijo Zoe a KABC.

Aunque Zoe tuvo miedo de que otras personas adoptaran a la niña antes que ella, debido a su situación de soltera, pero no fue así. Entonces aprovechó la oportunidad para adoptarla, se esforzó para convencer a los trabajadores sociales de que se lo permitieran y así fue. Se convirtió en mamá de Loralie dos días después.

“Recuerdo el momento en que estábamos sentadas junto al auto, ella me dijo, ‘Vas a venir conmigo’. Estaba tan sorprendida y feliz. Fue como un regalo temprano”, dijo Loralie a KABC.

Para Zoe, su hija es “valiente y fuerte”. Las dos se sienten muy felices de haberse encontrado porque están viviendo una nueva etapa y unidas, además de que Loralie ha aprendido de este amor que ha recibido. “Ella quiere ser una madre adoptiva algún día y adoptar niños”, dijo Zoe a KABC.

Mientras que la madre biológica tiene derecho a impugnar la resolución judicial, pero no lo ha hecho y la ha dejado ser feliz con la profesora. “Sé que realmente quería ser una mejor parte de su vida, pero como le digo a Loralie, su mamá la amaba tanto que dejaría que la adoptaran para que yo pudiera darle lo que necesitaba”, dijo Zoe a KABC.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *