Joven le regaló una moto a su padrastro por ayudarle a pagar 2 carreras. La apoyó siendo zapatero

“No se imaginan cuántas veces lo he visto sobre cargarse de trabajo a este señor para que yo pudiera estudiar (…) pegando y cociendo zapatos”, escribió Diana Pérez Jara, quien quiso agradecer a Derlis, el hombre que la crió.

Cuando los estudiantes terminan su período escolar es normal que quieran seguir su etapa educativa en la universidad. Sin embargo, para muchos es un sueño casi imposible, ya que existen países en donde las matrículas y mensualidades son muy caras, casi inaccesibles para cierto porcentaje de la población.

Es por eso que muchos padres deben desvivirse y trabajar mucho para poder lograr los sueños académicos de sus hijos. En algunas ocasiones, eso no basta y deben recurrir a becas estudiantiles para que los pagos no se les hagan tan pesados.

Hace poco se dio a conocer una historia de este tipo en Facebook, en donde la joven paraguaya, Diana Pérez Jara, contó que le regaló una motocicleta a su padre en modo de agradecimiento, ya que éste le pagó dos carreras universitarias con su trabajo de zapatero. 

Según lo que escribió la joven, un día se acercó a sus padres para contarles que quería estudiar Derecho y Escribanía Pública en la universidad, pero que su madre le había dicho que solo le podían pagar una carrera.

Llorando entré a mi pieza (…) hasta que se acercó este señor y me dijo: ‘hasta que me duelan los dedos voy a trabajar, pero vas a estudiar Derecho Escribanía’. No saben la sonrisa que me puso en mis labios y fui la hija más feliz“, escribió.

El hombre en cuestión es identificado por Diana como “don Derlis“, quien en realidad es su padre adoptivo, ya que su papá biológico falleció en un accidente cuando ella tenía 1 año. “No se imaginan cuántas veces lo he visto sobre cargarse de trabajo a este señor para que yo pudiera estudiar“, agregó.

De ahí en adelante, Derlis juntó todo el dinero que tuvo “pegando y cociendo zapatos“, según contó la joven. A pesar de que el dinero que ganaba no era mucho, pudo pagarle las dos carreras a Diana, quien no dudó en devolverle el gesto que tuvo con ella.

Nunca le defraudé a mis padres y culminé exitosamente mis carreras. La vida me dio revancha y hoy puedo brindarles un poco de lo que ellos me brindaron a mí“, explicó.

Además de su trabajo como zapatero, Derlis dedica las horas de su día a administrar un refugio de perritos abandonado. Junto a su motocicleta sale a rescatar perritos que posteriormente lleva al refugio. Según la joven, está moto ya es “muy vieja“, por lo que decidió regalarle una nueva.

Diana publicó una foto en donde aparece junto a su padre y la moto. “El me entregó dos títulos universitarios y yo le entrego este. Felicidades al señor más noble“, cerró la joven en su publicación.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *