Los 15 mejores chistes de Jaimito para no parar de reír

En Ortografía y literatura también hay espacio para la diversión y la risa. A continuación presentamos una lista con los 15 mejores chistes de Jaimito para no parar de reír. Comparte estos graciosos chistes y alegra el día de tus amigos.

1. – Jaimito, conjuga el verbo andar.
– Yo… yo ando… Tú… tú andas.
– ¡Más deprisa!
– Él corre, nosotros corremos, ellos corren.

2. – Jaimito, ¿tú sabes lo que es el estudio?
– Sí, mamá, el alimento de la mente.
– ¡Exacto!
– Pero es que resulta que hoy estoy a dieta…

3. – Jaimito, ¿qué harías si te estuvieras ahogando en alta mar?
– ¡Llorar para desahogarme!

4. Le dice la profesora a Jaimito:
– Dime una palabra que tenga muchas “O”.
– ¡Muy fácil, profe! ¡GOOOOOOOOOL!

5. Jaimito le dice a su tía:
– ¡Estás muy maquillada, tía! ¿Para qué te pintas tanto?
– ¡Ay, Jaimito, es para estar más guapa!
– Ah… ¿Y cuánto tarda en hacer efecto?

6. – Jaimito, dame al bebé.
– Espera a que llore.
– ¿A que llore por qué?
– Porque no sé dónde lo dejé.

7. Le dice el padre a Jaimito:
– ¡Hijo mío, me están saliendo muy caros tus estudios!
Y Jaimito le contesta:
– ¡Y eso que ni estudio!

8. Llega un profesor nuevo al colegio y dice:
– Buenos días, mi nombre es Largo.
Y le dice Jaimito:
– No se preocupe profe, tenemos tiempo.

9. La mamá de Jaimito le dice:
– ¡Jaimito, aléjate de la jaula del león!
– ¡No te preocupes, mamá! ¡No le voy a hacer nada!

10. – ¡Profe, profe, me recuerdas al mar!
– ¡Ayy, Jaimito, qué cosa tienes! ¿Por qué lo dices?
– ¡Porque me mareas!

11. La profesora a Jaimito:
– Jaimito, dime cinco clases de animales que vivan en África.
-Pues… un león… y… cuatro elefantes.

12. Le dice Jaimito a su profesora:
– Profe, usted no me castigaría por algo que no he hecho, ¿verdad?
– Claro que no, Jaimito.
– Estupendo, porque no he hecho los deberes…

13. En clase le preguntan a Jaimito:
– ¡A ver, Jaimito, ¿de qué signo es tu madre?
– Pues debe der ser de exclamación porque se pasa todo el día gritándome.

14. Jaimito a su madre:
– Mamá, mamá, esta noche no me esperes.
-¿Por qué, Jaimito?
– Porque ya he llegado.

15. – Mamá, mamá, ¿puedo usar tu coche?
– ¡No sin mi supervisión, Jaimito!
– ¡Uyy, perdón por no tener superpoderes como tú!

¿Cuál de estos chistes te gustó más? ¡Déjanos un comentario!

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *