Papá le compró ropa nueva a niña que sufrió bullying de parte de su hija. Fue parte de su castigo

Randy Smalls descubrió que su hija le estaba haciendo bullying a otra niña y decidió castigarla. Por eso, usó el dinero que tenía para comprarle ropa nueva a su hija y llevó a la adolescente afectada de compras.

El bullying suele estar presente en muchas salas de clases a lo largo del mundo, algo que lamentablemente afecta tanto psicológicamente como físicamente a niños y jóvenes que asisten a la escuela.

Es por eso que los padres siempre están atentos a cualquier cambio de conducta que puedan notar en sus hijos, así como también hablar con las autoridades pertinentes cuando se enteran de que están sufriendo de acoso escolar. Pero también existe la otra parte: los padres de aquellos niños que son los causantes de ese bullying constante.

Hace poco se conoció la historia de Randy Smalls, un padre que descubrió que su hija estaba acosando a otros compañeros de su colegio por la ropa que vestían. Según información de Live 5 News, se burlaba de sus cortes de cabello y de que su ropa no era de “marca“.

Esto lo descubrió luego de que la madre de uno de los adolescentes, llamado Ryan Reese, lo llamara a su teléfono. El joven contó que las burlas constantes de la hija de Randy le habían causado depresión y baja autoestima.

Para Randy fue doloroso, ya que él mismo sufrió de acoso escolar cuando era pequeño y ahora era su hija la que estaba repitiendo el comportamiento de los matones escolares. Entonces tuvo una idea: castigar a su hija quitándole el dinero que usa para comprar ropa y pasárselo a Ryan para que pudiera comprarse un vestido.

Además de eso, el sujeto llevó a la niña que había sido acosada por su hija hasta la peluquería, en donde le hicieron un cambio de look completo.

La historia la compartió en su perfil de Facebook, en donde explicó que su hija se había burlado de Ryan. “Se metieron con ella por cómo vestía (…) Entonces, dado que no me gusta la intimidación, decidí tomar el dinero de mi hija y llevar a Ryan de compras y arreglar su cabello“, escribió el hombre.

De esta forma, según Randy, el gesto fue para “que mi hija y sus compañeros de clase no tengan nada de qué molestar a Ryan de nuevo”. Sumado a eso, aclaró que “esta publicación no es para presumir, sino para mostrarles a los padres cómo manejo a mi hija cuando es una matona“.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *