Señales de que tienes una personalidad fuerte que intimida a los hombres

Todas las mujeres tienen una personalidad que las caracteriza y hay algunas que suelen tener una personalidad fuerte. Eso está muy bien, generalmente esa personalidad crece y se fomenta desde un entorno en el que era necesario ser resistente para no dejarse llevar por las circunstancias.

Esa personalidad les permite a estas mujeres llegar más lejos, lograr sus metas, ser independientes, entre otras cosas.

El problema es que dicha personalidad puede ser que esté intimidando a los hombres, ya que desde afuera pareciera que no todos son “dignos”, se sientan desalentados a dar el primer paso por temor a no sentir estar “a la altura” y por tal motivo no se acerquen a ti.

Si quieres saber cuáles son esas señales, te invitamos a leer con atención este artículo, seguro identificas algunos.

Señales de que tienes una personalidad fuerte

1. No puedes mantener conversaciones sencillas

Las conversaciones que se quedan en la superficie son aburridas para ti. Hablar del tiempo es tu peor pesadilla. Si tiene una personalidad fuerte, es probable que pases mucho tiempo pensando profundamente, y a menudo tienes ideas para compartir.

Ves las conversaciones triviales como una pérdida de tiempo y te hacen sentir incómoda. La charla sencillas no permiten que consigas realmente conocer a una persona, y son demasiado predecibles para ti. Tú está más interesada en la profundidad y el significado. Puede resultarte difícil, pero tiene que saber que siempre hay un momento y un lugar para una conversación sencilla y divertida de las que otros disfrutan.

2. Te molesta la ignorancia

Tu fuerte personalidad se basa en el conocimiento, mucho del cual es autodidacta. Te consideras bien informada sobre una variedad de temas, y disfrutas de la lectura y el aprendizaje para aumentar tus conocimientos.

Inviertes tiempo y esfuerzo en ejercitar tu cerebro, por lo que cuando la gente hace comentarios o juicios sobre cosas que ellos no entienden, te irritan profundamente. Puedes utilizar tus conocimientos para señalar los errores de otra persona, o utilizarlos para animar a la gente a pensar por sí mismos y que ellos consideren cuidadosamente lo que dicen.

3. No aceptas excusas

Trabajas duro todos los días, así que cuando alguien te viene con una excusa, te niegas a permitir que esa persona te haga perder tu tiempo lloriqueando o quejándose. Prefieres centrarte en lo que puedes hacer para solucionar una situación, en lugar de agonizar sobre el problema.

4. No pides atención superficial

Tener una personalidad fuerte significa que no necesitas o buscas atención. Estás feliz y segura, y no pierdes tu tiempo pidiendo que otros se fijen en ti. Prefieres dejar que tu trabajo y acciones hablen. No gustarte la atención puede ser algo válido, pero es importante recordar que la atención superficial es fugaz.

5. Creas oportunidades

Mientras que algunos están sentados a la espera de una promoción o esperando otra oportunidad de volver a intentarlo, tú estás trabajando en tus metas y creando tus propias oportunidades a lo largo del camino.

Sabes que el aprendizaje, el crecimiento y la evolución se nutren de importantes pasos continuos en la vida, y no tienes miedo de tener una oportunidad. Aceptas el cambio en lugar de temerlo, y te niega a ser complaciente. Es posible que tengas inseguridades como los demás, pero la diferencia es que te niega a dejar que controlen tu vida.

No pierdas todas estas características, son grandes herramientas en la vida.

Y recuerda que no todos van a tu mismo paso. Permíteles acercarse a ti, para que conozcan a la maravillosa persona que eres.

No te olvides de compartir esta publicación, además nos puedes apoyar con un Like y dejando tu comentario. ¡Gracias!

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *